miércoles, 15 de abril de 2009

The name of the band is Talking Heads!


Desde que les descubrí, hace ya casi cuatro años, Talking Heads es uno de mis grupos musicales favoritos. Banda formada a mediados de los 70 en Estados Unidos, pronto adquirió fama y renombre debido a su carácter "arty" e intelectual, su eclecticismo musical, y sus interesantes letras, escritas en su mayor parte por su carismático líder, David Byrne.
Influencias de la música disco, el funk, e incluso la música tradicional africana se entrelazan de manera natural en sus temas y discos, de entre los que se destacan canciones como "Psychokiller", "Once in a lifetime", "Burning down the house", "Heaven", "Making flippy floppy", "Slippery people" o "And she was", y álbumes como "Remain in light" o "Speaking in tongues".
Algunos de estos trabajos fueron producidos o coproducidos por el reconocido músico y productor Brian Eno. Además, Talking Heads solía contar, en sus actuaciones en directo, con la colaboración de buenos músicos afroamericanos, llegando, incluso, a ser filmada una de sus giras por Jonathan Demme, que la convirtió en la película documental "Stop making sense".
De 1977 a 1991 nos demostraron que calidad y comercialidad pueden ser compatibles en música. Ellos eran (de izquierda a derecha, en fotografía adjunta): Chris Frantz (batería), Jerry Harrison (guitarras y teclados), David Byrne (cantante, guitarras y líder), y Tina Weymouth (bajo).
Talking Heads: una gran banda por la que no pasa el tiempo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada