jueves, 19 de abril de 2012

Da gusto leer a Stéphane Hessel

Acabo de terminar la lectura de En resumen... o casi, el último libro de Stéphane Hessel, y he de decir que sus palabras siguen pareciéndome muy lúcidas y acertadas.


Es un placer encontrarse en el mundo a personas como este hombre que, a pesar de su avanzada edad, siguen teniendo mil proyectos e ideas en su cabeza, y continúan colaborando activamente en lograr una profunda transformación social.


Me ha encantado de nuevo leer las palabras de Hessel en esta obra por el mensaje optimista y esperanzador que transmite en su conjunto, muy apropiado en estos tiempos oscurantistas que corren, donde muchos entonan el sálvese quien pueda, pero pocos son capaces de entonar un profundo y claro mea culpa, haciendo tabula rasa y empezando de cero.


Hessel sigue viviendo muy intensamente el presente, algo que plasma en este libro. A su vez, no reniega de su pasado, compartiendo su vida con todos sus lectores, independientemente de nuestra edad, país o posición social. A mí me reconforta mucho leer sus textos, tengo la sensación de estar hablando (salvando las distancias, eso sí) con uno de mis abuelos sobre la vida en general, y eso es algo maravilloso que me hace seguir creciendo y mejorando como persona.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada